lunes, 17 de febrero de 2014

EMPRESAS AERONÁUTICAS, SUBCONTRATISTAS, PEQUEÑAS EMPRESAS, YO MISMO E “IRENE”


En la zona de Sevilla existe un complejo empresarial dedicado a la aeronáutica, uno de los más importantes de Europa donde se encuentran Airbus, MDU, Alestis, Aciturri…

Éstas empresas reunidas en el complejo aeronáutico obtienen diferentes proyectos que van destinados al diseño, fabricación y montaje del avión.



En Sevilla no se trabaja como en Bilbao u otras zonas con sector aeronáutico, donde existe una cooperativa y hasta el pequeño empresario que tiene un CNC puede acceder a proyectos. Por ejemplo, si hay un pequeño taller que se dedica a hacer casquillos, la fabricación de todos los casquillos suele caer en sus manos.

En éste complejo sevillano funciona de otra manera, los grandes tienen acceso al proyecto, se reparten los caramelos y subcontratan toda la parte más dificultosa de cada avión, dejando a los subcontratistas esa responsabilidad a un bajo coste.


Y es curioso como suele funcionar la cosa, éstos subcontratistas hacen otra criba y delegan en otras pequeñas empresas (aunque éstas no se dediquen a la aeronáutica) todo aquel material que les resulta demasiado complejo o demasiado tedioso.

Las pequeñas empresas, que muchas veces son talleres y les toca improvisar una oficina técnica para poder sacar algo de beneficio, ahogadas por la presión y la dificultad, llegan a cooperar entre ellas para lograr sus objetivos.

Y finalmente ¿qué pasa si ésas pequeñas empresas no pueden realizar ese trabajo tan complejo?, pues aparecemos personas como yo.

¿Y que nos depara el futuro?

Tendremos empresas pequeñas ultra-preparadas que trabajan a un coste muy bajo y que no les sale rentable éste tipo de proyectos. Por el contrario las grandes empresas seguirán con su máxima rentabilidad sin evolución y realizando aviones caucásicos cuando deberían ser los más cualificados.

Todo esto provoca el estancamiento del progreso en Sevilla. Lo que no se dan cuenta es que el cliente es extranjero, y ellos si lo hacen bien. Y en cuanto vean que en ésta zona de España se trabaja por dinero solamente, re-ubicarán los proyectos a otras zonas más competentes.

Solución:

Creación de un consorcio cooperativo y definición de especializaciones.

Uffff, de vez en cuando hay que soltarse...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada